Hotel Petit Palace Bristol – Viajes y Noticias

Hotel Petit Palace Bristol – Viajes y Noticias

El blog de los viajes e Internet

Jugar al padel para principiantes

Trucos para mejorar tu juego de padel

Si últimamente estás con la idea de jugar al padel y has empezado recientemente, estoy seguro que tus compañeros que te llevan algo de ventaja te estarán ganando esos partidos que jugáis los sábados por la tarde. Es por ello que en este artículo aprenderás unos truquitos que te ayudarán a la hora de jugar al pádel.

El lado de la cancha

Aunque parezca una tontería lo que voy a decirte, es totalmente cierto. Si acabas de empezar a jugar, ponte en el lado derecho!! Resulta mucho más fácil ya que los golpes que vienen por el lado derecho de la pista de padel suelen (el 90 por ciento) ser bastante más sencillos de golpear pues darle de cucharita es 6 veces más fácil que dar un buen revés. Por su puesto que tendrás que dar el revés tarde o temprano pero tranquilo Rafa Nadal,  que todo a su hora.

Los golpes del padel

Vamos a hacer un repaso rápido, sencillo y para toda la familia sobre los golpes existentes en el padel. Los repasaré de los más fáciles a más difíciles para mí. Recalco, para mí.

  • El golpe de derecha
  • La volea

Ya está. Si acabas de empezar a jugar no te compliques mucho la vida y comienza usando siempre estos dos golpes. Poco a poco que vayas cogiendo soltura podrás desarrollar otros golpes tales como: el saque, el drive o la derecha en el pádel, la bandeja, el remate o smash, el golpe cortado y el golpe liftado.

Que pala me compro

Aja! No es broma, la pala es muy importante! Algunas te dan fuerza +4, velocidad +3 o incluso saque +5… No no, es broma. Lo importante de una pala de padel cuando empezamos a jugar es su precio, y es por ello que voy a dejaros un enlace por aqui en el que hacemos un repaso sobre palas de padel baratas.

El saque

El saque nunca será una oportunidad para ti para conseguir puntos directos, en serio, no lo intentes. No eres Roger Federes y vas a meter la pata. Intenta en el saque provocar una situación algo incómoda para tu rival, siempre intentando realizarlo de una forma correcta.